Esta web utiliza cookies propias y de terceros, para mejorar tu experiencia y recopilar información estadística sobre tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Para más información, consulta nuestra "Política de cookies".

Más Información Acepto

CAT ¿Quieres que te llamemos?

0 productos

0,00 € ver carrito
Estás en: Inicio > Noticias sobre Muebles > Consejos de decoración > El color y sus efectos en la decoración

22
OCT
2014

EL COLOR Y SUS EFECTOS EN LA DECORACIÓN

Consejos de decoración

El color y sus efectos en la decoración

Es un hecho que los colores pueden influir en los estados de ánimo de las persona, en su concentración y en su descanso. Por tanto, las tonalidades que elegimos para decorar nuestro hogar transmitirán unas sensaciones que debemos tener en cuenta a la hora de comprar muebles y textiles para cada estancia de la casa.

Los catálogos de las tiendas de muebles nos pueden servir de inspiración no solo a la hora de elegir los estilos de mobiliario sino también para decantarnos por una paleta de colores u otra.

En este post te contamos cómo influyen los colores en nuestro estado de ánimo y en la decoración del hogar para que elijas con acierto.

 

Azul

Los ambientes en los que domina el color azul resultan frescos, por lo que son adecuados en las estancias más calurosas de la casa. Por otra parte, puesto que se trata de un color relajante, ayuda a conciliar el sueño y a descansar mejor. Éste es el motivo por el que se aconseja para decorar dormitorios. Las tonalidades más suaves son adecuadas para las paredes. Los tonos más intensos se pueden emplear en muebles, sillones o sillas.

 

Naranja

Éste es un color tonificante y estimulante por lo que es muy adecuado para mejorar nuestro estado de ánimo y acentuar el optimismo. Al ser un color dinámico y alegre se puede emplear en zonas como baño y cocina. En los dormitorios infantiles es adecuado combinándolo con verde, que tiene un efecto calmante y ayuda a la concentración. No se debe abusar del naranja intenso en paredes puesto que reduce ópticamente el espacio.

 

Púrpura

Es fundamentalmente un color desestresante, aunque puede llegar a resultar un tanto deprimente si se aplican en exceso sus tonalidades más oscuras. Al proceder de la combinación de rojo y azul, su efecto será más relajante si domina el azul y más excitante si domina el rojo. Esto se debe tener en cuenta al elegir una estancia para decorarla en color púrpura.

 

Amarillo

Es el color del sol y la luz. Se le asocian propiedades estimulantes sin llegar a ser excitante. Una habitación en amarillo transmitirá optimismo y calor por eso este color en sus diversas tonalidades (melocotón, albaricoque…) es la mejor opción para las paredes de estancias frías u oscuras.

 

Blanco 

El blanco aporta vitalidad y fuerza, además de ser el tono neutro perfecto para combinar con el resto de la paleta de colores. Existen una amplia variedad de blancos, más o menos cálidos, que se pueden elegir en función del resto de tonos. Aporta luminosidad pero aplicado en exceso puede resultar demasiado aséptico.

 

Negro

Si abusamos del negro obtendremos un ambiente pesimista pero en su dosis justa funciona como contrapunto para aportar equilibrio en la decoración. Es un color que favorece la relajación y el descanso, además de resultar sobrio y elegante en cualquier ambiente.

 Síguenos en Facebook, Twitter y Google+

 

Artículos Relacionados: 

- CUATRO CLAVES PARA COMPRAR TUS MUEBLES DEL SALÓN

- LAS ÚLTIMAS TENDENCIAS EN MUEBLES DE COMEDOR PARA ESTE OTOÑO 2014

MARTBERT · C/ Ribera del Congost, 8 (Pol. Ind. El Congost) · 08520 Les Franqueses del Vallés (Barcelona)
Tel. 93 846 32 10 | 93 849 44 11

Diseño web por Novaigrup, agencia de marketing online